¿Por qué no hace falta gastarse tanto dinero en una cámara de fotos?

Una de las cosas que menos han cambiado en estos últimos 2 siglos han sido los principios de la fotografía.

Sigue siendo lo mismo: un cuarto oscuro en el que entra un rayo de luz y deja una huella. Nosotros podemos cambiar el grosos de ese rayo y el tiempo que está dentro de ese cuarto oscuro.

Ya está. Eso es todo.

Esa es la esencia de la fotografía, y se ha mantenido inmutable desde que se inventó.

Al principio de nacer la fotografía digital la diferencia enter sensores era notable. Merecía la pena gastarse más dinero para hacerte con una cámara con un sensor bueno. Esto se traducía en mejor calidad en las fotos, mayor definición, colores más naturales y menos ruido.

Pero hoy día, debido a los avances tecnológicos, cualquier cámara de gama media tiene un sensor mejor que el de las mejores réflex de hace 8 años.

¿Entonces por qué unas cámaras cuestan mucho más que otras?

El mayor avance tecnológico en la fotografía digital, aparte de la mejora notable en los sensores, ha sido en automatismos y tecnología que nos pueden facilitar algunas labores, pero que en realidad, muchos no les van a sacar provecho.

Por ejemplo: ¿de verdad necesitas que tu cámara dispare 15 fotos por segundo en vez de 3? ¿O que el obturador se pueda sincronizar con el flash a 1/500 en vez de a 1/200? ¿O que tenga una velocidad máxima de diafragma de 1/8000 en vez de 1/2000? ¿De verdad necesitas esos 32 megapíxeles?

Los profesionales de las noticias, la moda, los deportes o la publicidad sí que van a utilizar esas características. De hecho, les van a facilitar su trabajo muchísimo.
Para el resto de los mortales… vais a pagar mucho dinero por características que no vais a utilizar.

No, no es en el cuerpo en lo que tenemos que gastarnos más dinero. Cualquier cámara de gama media va a ser suficiente para el 90% de las personas.

Hay una cosa mucho más importante en fotografía que la cámara:
el objetivo

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Y esto lo vas a entender rápidamente usando simplemente la lógica:

La luz, antes de entrar en esa cámara tan cara de 1 millón de euros que te han regalado los Reyes, pasa primero por el objetivo. Si tienes un objetivo de 5€, la luz cuando llegue a tu cámara va a ser una luz de 5€, así que da igual que tu cámara valga 1 millón de euros.

Por eso, no cometas el fallo que cometen muchos principiantes: gastarse todos sus ahorros en una cámara de 3000 € y comprarse un objetivo de 100 €.

Mi recomendación es que te compres una cámara de gama media, gástate no más de 500 €, y cómprate 1 ó 2 objetivos buenos.

Recuerda que las cámaras digitales se quedan obsoletas con rapidez, pero un buen objetivo es para toda la vida.

 

¿Qué te ha parecido este post? ¡Déjanos tus comentarios y sugerencias!

Comparte este artículo si crees que estos consejos pueden serle útiles a otr@s, y no olvides suscribirte para que te lleguen al correo todos nuestros tutoriales, trucos y ofertas. ¡Gracias por leernos!

Lo que otros están leyendo...

No hay comentarios todavía. Publica el primero!

Deja un comentario

En contacto